miércoles, 9 de julio de 2014

"El infierno de las chicas" de Kyusaku Yumeno

El infierno de las chicas, Kyusaku Yumeno, Satori Ficción.
Traductor: Daniel Aguilar.

Sin saber muy bien qué leer y bastante cansado de novedades que suenan a lo de siempre, me detengo ante una preciosa, pero muy inquietante ilustración; pórtico a un libro de un autor japonés del que no tengo ninguna referencia. Curiosidad y con eso tengo suficiente.

¿Y con qué me encuentro? Un libro publicado originariamente en 1936. Con tres relatos que encierran historias de venganza y misterio, donde no hay ningún elemento fantástico, pero los demonios y lo sobrenatural sobrevuelan. Donde hay una despiadada crítica y una feroz sátira al papel de la mujer en el Japón de los años treinta del siglo XX y, sobre todo, a la hipocresía, la estrechez de miras y la estupidez del hombre al tratar con ellas. Un discurso que conecta estas historias con la cruel y perturbadora película de Takashi Miike, Audition, una película de horror no apta para todo el mundo (decir que es una de las pocas películas que de verdad me han hecho plantearme apagar el televisor).

Con "No tiene importancia" se abre el libro. Un cuento sobre la red de mentiras que teje una joven y que involucra a dos respetados médicos. La noticia de una joven suicidada recibida con indiferencia y algo de sorna. Una larga carta que relata lo sucedido. Una compleja madeja de mentiras donde dos hombres caen por su propia estupidez y sus prejuicios sobre las mujeres; estas son hermosas, sumisas, calladas, coquetas y nunca lo suficientemente inteligentes como para engañarlos. Solo mencionar que el narrador designa en varias ocasiones a la protagonista con el apelativo de "mascota".

Quizá este primer cuento es el que más me ha gustado por una excelente estructura, una fuerte ambigüedad hasta sus últimos compases, una sutil parodia de la novela de misterio y por la finura en la ironía (por ejemplo, el narrador se burla de su mujer al contarle esta sus sospechas de la joven por ser aficionada a las novela de misterio y como son las mujeres de la familia las que desentrañan el misterio ante su estupor). Un relato para releer e ir desentrañando las piezas de un complejo puzzle construidos sobre el misterio de por qué miente esa muchacha. Aunque los dos médicos del relato lo despachan con un "está loca", algo más hay. ¿No será la presión social de "lo que debe ser" una mujer lo que lleva a la protagonista a construir una personalidad y un mundo donde todo encaje? ¿No suena la explicación final como pillada por los pelos y en la que se advierte de algo de sorna por parte del autor? Un cuento excelente.

"Asesinatos por relevos" es el cuento más breve del libro. Una nueva carta donde una mujer advierte a otra de la mala idea que es querer dedicarse a cobradora de autobús (uno de los pocos trabajos que podía realizar las mujeres de la época junto con enfermera o telefonista) y donde narra su enamoramiento de un conductor que seduce y asesina a las chicas de su gremio.

Un cuento directo, menos satírico y con un punto de malsano romanticismo. De nuevo un hombre que subestima a una mujer. Un vistazo bastante triste al panorama laboral femenino.

"La chica de Marte" es el tercer relato del libro. El seguimiento que hace la prensa del suicidio de una alumna de una escuela de señoritas que plantea interrogantes y una larga carta de la chica muerta donde los aclará. Un cuento complejo, quizá demasiado largo, con fuerte dosis de críticas y sorna (en especial el largo discurso del director de la escuela donde explica lo que debe ser una joven señorita y que contrasta de forma tan vívida con lo que ya sabemos de este personaje) donde se habla de nuevo de la creencia del hombre de creerse superior a las mujeres que les rodean, de la profunda hipocresía, la vanalización de la educación o la dictadura de unos estereotipos de belleza muy marcados que marginan a las que no los siguen.

Aunque pueda parecerlo por lo escrito, no son cuentos de tesis. No son moralizantes ni aleccionadores. Hay sátia y crítica, pero por encima de todo son tres cuentos de misterio, aunque este se presente de una forma poco habitual.

Los relatos de Yumeno abordan los personajes femeninos como seres fuertes y decididos que toman las riendas de sus vidas y sus acciones aun a costa de su propia destrucción. Los hombres son estúpidos, prepotentes e hipócritas amparados en una sociedad que cobija estas actitudes; la ya mencionada dictadura de la belleza, las diferencias salariales, la voluntad de idiotizar a las mujeres y subestimarlas, etc. Unos relatos que pecan de ser demasiado largos, en especial el tercero, y de liarse en frases largas y ampulosas que restan algo de naturalidad al relato.

Pero esto es poca cosa al lado de unos cuentos muy interesantes, una forma diferente de abordar el relato de misterio y una lectura estimulantes entre tanta mediocridad. Mención merecen una buena traducción, las notas que se encuentran en el libro (aclaran la lectura sin agobiarla) y un excelente epílogo obra del mismo traductor que contextualiza al autor y la obra. Amen de una preciosa portada que aporta la misma belleza e inquietud que el lector encontrará en estos relatos, quizá no de lo mejor que he leído este año, pero sí de lo más interesante.

Otras opiniones
Kappa Bunko: literatura japonesa
Fusion Freak

11 comentarios:

  1. Lo pongo en mi lista de deseos. Qué quieres. Tienes ese poder.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Creo que es una lectura muy, pero que muy interesante. Y espero que te gusten los relatos. El primero es el que más me ha gustado. Cruel, con una estructura muy interesante y con final con varías lecturas.

      ¿Poder? No tengo ningún poder. Bueno, sí, uno. Detectar la presencia de los miles de clones de la cabeza de Hitler.

      Eliminar
  2. Pues me lo apunto y me recuerdo a mí misma no dejar su lectura de lado, no sea que me pase como con "En el bosque, bajo los cerezos en flor" de Ango Sakaguchi, que lo tengo pendiente desde ni se sabe y no me pongo con él.
    Como siempre gracias por la reseña.
    Saludos!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Quiero que "En el bosque, bajo los cerezos en flor" sea una de mis próximas lecturas (¡qué portada! ¡qué argumentos!). Tengo como propósito explorar más la literatura japonesa, pero si puede ser saliendo de los autores más conocidos.

      Gracias a ti.

      Saludos.

      Eliminar
  3. Sorprende que un autor (hombre) de los años treinta critique con tanta fuerza el trato dado a la mujer. No creo que llegue a leerlo, pero sí que parece interesante, sí.

    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Más que crítica es sátira de la visión masculina de la mujer. Ellas no pueden hacer nada porque son... y nosotros somos... Los hombres en estos cuentos se meten en problemas de diversa índole por subestimar a las mujeres.

      Es muy interesante, sí. Si en algún momento se cruza por tu camino tenlo presente.

      Besos.

      Eliminar
  4. Bueno me encantaria leer este libro

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues espero que en algún momento lo puedas hacer.

      Eliminar
  5. No he tenido mucha suerte con la literatura japonesa que he probado hasta el momento. Si algún día cae éste en mis manos espero que cambie la tendencia, pinta muy bien =)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Este es diferente. Yo empiezo a explorar la literatura japonesa y, la verdad, no se acaba. Siempre hay otro autor interesante, otra visión diferente, otro descubrimiento. Me está alegrando el año, la verdad.

      Eliminar

Comenta con libertad, pero cualquier comentario con contenido publicitario o que considere insultante hacia mis lectores, al blog o hacia mí mismo, será eliminado sin compasión. Mis blogs, mis normas.