domingo, 4 de enero de 2015

La típica y breve entrada de reflexión que toca por estas fechas

¿Las fiestas?
Cansadas.
¿El ánimo?
Bastante harto.
¿Por qué?
Los cambios de ritmo, las comidas, trabajar un día, al otro fiesta, vuelta a trabajar, festivos, el hilo musical de las tiendas (en serio, creo que debe haber un círculo del infierno dedicado solo a coros infantiles de villancicos), el frío, el puto frío de los cojones, las colas en la librería, los encargos que no llegan, los que llegan, pero no vienen a recoger, las señoras mayores que presentan una queja por no ponerles una horrorosa etiqueta, las que chillan sin motivo, los que buscan un libro de "gente rara y culturas extrañas", los que buscan "uno que sale un chico y una chica y creo que se enamoran" o "me parece que salía la palabra sueño en la portada o no, que no me acuerdo muy bien", o aquel que buscaba un libro que vio en un sueño y no está seguro de si existe y del que me alejé poco a poco, muy poco a poco. Cansado, algo desmotivado y con el frío, el puto frío, metido en el cuerpo y que sé que no me abandonará hasta mediados de marzo.

¿Y el blog?
Aguantando. De momento algo hipotecado con el reto, pero bastante tranquilo. Me quedan unas veinte lecturas y ya estoy viendo la luz al final del túnel. Ahora mismo me considero de vacaciones lectoras y estoy inmerso en Guerra y paz con una enorme sensación de paz y disfrutando de cada una de las páginas. Es una obra de arte, un bálsamo para el espíritu, un libro infinito que hay que degustar con tranquilidad y sin prisas. Se tarde lo que se tarde. Lo necesitaba, la verdad.

No, en serio, ¿y el blog?
Bien, de verdad. Vale que este año ha estado en una crisis profunda y al borde del cierre, pero se ha superado. Fueron un par de meses donde no le acababa de ver el sentido a mantener esta ventana y al ir colgando reseñas u opiniones más o menos interesantes de los libros que leo. Una mezcla de mucho trabajo, poco sueño, absurdas polémicas que crisparon el ambiente en las (pocas) redes sociales en las que me muevo, bastantes mails llenos de insultos y amenazas por nombrar en vano los nombres de Travis y Patch, una serie de malas lecturas que me acabaron por abotargar el cerebro y etcéteras. Llegó un día que decidí, entre caja de reposición y deprimente servicio de novedad de Planeta, que había llegado el momento  de cerrar el blog y dedicarme a otra cosa.  Al coleccionismo de disfraces de mamuts, por ejemplo.

¿Y por qué no lo hiciste?
Sonará peloteo, pero fue por los lectores. Por la gran mayoría de la gente que entra en este blog, lee las tontás que escribo, se ríe, sonríe o piensa que soy un gilipollas, los que dejan un comentario y los que no y... Tengo mucha suerte de tenerlos. De teneros, vamos. Sin peloteo ni sentimentalismos. Porque los comentarios que tengo están llenos de contenido, de ideas, de humor y de ganas de compartir. Personas que han entendido el juego de este blog y participan, juegan y se ríen. Porque verán algo en este blog (y no acabo de entender qué) que les motiva a participar, a escribir largas parrafadas, a querer compartir ideas, emociones y anécdotas. Y es por todo esto por lo que no cerré el blog ese día y empezó el "Qué leo, qué reseño III" y han empezado a fluir ideas para próximas novedades (la novela definitiva sobre el amor prohibido, por ejemplo), cartas de Claudia diciendo que vuelve a la carga, secciones de preguntas y dudas, misterios, secretos, hijos ilegítimos, erotismo y acetite de coche en bañeras de plástico, nazis comunistas, viajes temporales, cefalópodos con sombreros graciosos y libros, sí.

Vamos, que el blog sigue abierto, por lo menos un años más. Un abrazo.
Estáis todos invitados.


19 comentarios:

  1. Yo me alegro de que no cerrases el blog =P Hace falta más gente con un poco de chispa y dos dedos de frente por la blogosfera, antes de que se nos descalabre la balanza.

    ¡Feliz Año!

    ResponderEliminar
  2. Me sentí identificada cuando mencionaste a los lectores que no comentan, así que comentaré ^^ ¡Me alegro mucho de que no te vayas! De verdad, tenía más miedo incluso que ante los rumores de la posible retirada de Claudia. Siempre me hacen gracia tus reseñas negativas, aunque me haya gustado el libro y te ensañes con él (la gente tiene muy poco sentido del humor u.u). También echaría de menos tus entradas coñas, como Novedades improbables (qué risión). Así que me alegro mucho de que te quedes, porque no voté en las dos anteriores ocasiones del "Qué leo, qué reseño" y en la próxima no fallo e.e

    Un beso y feliz año :)

    ResponderEliminar
  3. Ay que bonito. Habría llorado un rio si te hubieras ido mi adorado Jorge. ¿Qué haría yo sin ti? me alegra mucho que esos lectores pasotas te siga iirritando. Deberias traer mas entradas como ese libro que se llama "weird things customers say in bookshops" donde saques las joyitas que escuchas dia a dia en la libreria :)

    Sigo esperando tus entradas de qué leo y qué reseño y tal. Y mas cosas chulis que nos traigas.

    ResponderEliminar
  4. Soy de las que no comenta pero lee sagradamente tus entradas :)
    Me alegra que no hayas decidido irte, tus reseñas son lo máximo, más bien, tus entradas son lo máximo, siempre las leo cuando necesito inspirarme porque amo como escribes *__*
    Besotes.

    ResponderEliminar
  5. Ya estaba esperando tu típica reflexión de estas fechas :). En fin, lo de siempre: me alegro de que mantengas el blog activo a pesar de lo tremendo que ha sido el "Qué leo, qué reseño". Espero con muchas ganas esas nuevas secciones. Un abrazo.

    ResponderEliminar
  6. Estoy igual, casi no comente, pero anda que me paso varias veces a la semana para checar tu blog... Si bien hay veces que me quedo de 20, pensando y que carajo dijo, después comienzo a reír por cualquier otra cosa escrita, tu me vuelves bipolar Jorge... Así qué no te vayas, OK

    ResponderEliminar
  7. NO SABES CUÁNTO AGRADEZCO QUE NO CERRARAS EL BLOG. Me gusta mucho, porque reseñas novelas que no conocería sino fuera porque lo haces y, aunque no sean mi tipo de lecturas, me llaman la atención y las tengo en cuenta. Así que, siempre que te apetezca, sigue así.
    Besos desde ¿Realidad? no, libros:)

    ResponderEliminar
  8. Yo misma soy una de esas lectoras que jamás comentan, porque no tengo ni perfil, pero no me dejo ni una de tus entradas sin leer. Da gusto leer reseñas tan bien argumentadas y hechas con tan buen criterio (es raro encontrar blogueros con tanto bagaje literario). Y encima con sentido del humor, es que más no se puede pedir. Ojalá sigamos contando con ellas durante mucho tiempo; y si algún día decides cerrar el blog, espero que no sea porque unas cuantas adolescentes sin vida ni la más mínima idea de lo que es el humor te hayan comido la moral.

    ResponderEliminar
  9. hola, yo nunca comento pero siempre te leo, me encantan tus reseñas :) gracias por ello!
    feliz año!

    ResponderEliminar
  10. Me alegra mogollón que sigas al pie del cañón :)
    Me encanta tu blog, me encanta tu humor en serio. Aunque critiques un libro que a mi me ha gustado haces que piense, que tenga más criterio y eso. Por otra parte, a veces pienso: pues qué coño, a mime ha gustado jajaja pero para gustos los colores ^^

    Hacen falta más blogs como el tuyo :)

    Feliz año*

    ResponderEliminar
  11. Te deseo un Feliz año lleno de lecturas sorprendentes. Como siempre y casi a diario me asomo a tu blog, tomo nota.......a veces te dejo una sugerencia. Siempre leo lo que escribes.
    Un saludo y ánimo.

    ResponderEliminar
  12. Yo soy otra de las que se alegra "muy mucho" de que te quedes. ¡Que buenos ratos leyéndote!
    Te descubrí tras el reto y, como Atenea, espero para votar en el próximo.
    Tu blog me resulta muy útil: me apunto los libros que te gustan para leerlos cuando el tiempo y las circunstancias me lo permitan y me divierto con las reseñas negativas.

    ResponderEliminar
  13. Lo que me he reído con el tipo que te pidió un libro que no sabía ni si existía, jajaja. La verdad es que no merece la pena que cierres el blog porque haya gente que se meta contigo porque no te haya gustado ni Hush, hush ni Maravilloso desastre, y en cuanto a lo de las lecturas que matan tus ganas de leer, yo de ti las dejaría a un lado y pasaría a otro libro más interesante, que hay tanto por leer que no merece la pena malgastar el tiempo con cosas como Lof yu, Moccia o Blue Jeans. Normal que no quieras volver a saber nada de los dos últimos.


    Apoyo la sugerencia de Nina; las anécdotas surrealistas en las librerías son geniales.

    ResponderEliminar
  14. Pues que bien que sigas por estos lares la verdad, yo sobre todo sonrió con tu blog y mucho, es como un aire fresco en la blogosfera.

    saludos!!

    ResponderEliminar
  15. Si comentase muy a menudo ya te habria dado mas de un aneurisma de tanto absurdo...
    Pero tus reseñas/recomendaciones son las unicas lecturas normales que he tenido este año, asi que...
    Feliz año nuevo y gracias por seguir aqui un año mas.

    ResponderEliminar
  16. Me alegra que no te hayas ido y ojalá sigas un buen rato más por acá pues siempre es un placer leerte. Yo tengo que ponerme al día con tus últimas reseñas que no me ha dado mucho tiempo de visitar blogs en el último mes pero ahora me tendrás acá leyéndote aunque sea en secreto.
    Besos Jorge.

    ResponderEliminar
  17. Awwwww, qué bonito!!!!! Me has emocionado y todo.

    Feliz Año Jorge, y para A. y los críos y los gatos. Sigue contándonos chorradas y anécdotas de libreros y de lecturas mata-neuronas durante mucho más tiempo =)

    ResponderEliminar
  18. Yo soy de las lectoras en la sombra y sólo comento cuando tengo algo mínimamente interesante que decir al respecto (y cuando no veo la entrada demasiado tarde y ya no merece la pena comentar), porque si escribiera todo el rato creo que me cogerías manía por darte la murga con tanta tontería.

    Y me alegro mucho de que no hayas cerrado el blog. Hace falta más como tú porque la mayoría se dedican a decir que los libros de moda son maravillupendos sin dar ningún argumento, solamente porque a ellos les han gustado (o para ser políticamente correctos); tú eres sincero y cuando algo te parece malo no te importa decirlo y lo justificas. Gracias a eso me he librado de varios libros que no me habrían gustado al haber mencionado tú que contenían algo que odio, y también he conocido otros que me han interesado y he disfrutado mucho. Además de sentirme identificada, porque cuando todos adoran un libro yme parece un bodrio siento que todo el mundo le ha visto algo que se te escapa, aquí me sientes mejor al ver que hay quien opina como yo (parece una tontería, pero eso siempre me hace ilusión).

    Así que un abrazo, una flor y ánimo, que hay quien agradece tu esfuerzo.

    ResponderEliminar
  19. Espero que sea un año de prósperas lecturas!!!
    Saludos!!!

    ResponderEliminar

Comenta con libertad, pero cualquier comentario con contenido publicitario o que considere insultante hacia mis lectores, al blog o hacia mí mismo, será eliminado sin compasión. Mis blogs, mis normas.