domingo, 18 de septiembre de 2011

"La traición de Natalie Hargrove" de Lauren Kate

La traición de Natalie Hargrove, Lauren Kate, Alfaguara, 2011

Resumen argumental tomado de la solapa... es tarde y me tiro por lo fácil... ah, y puede que se me escape alguna insinuación del desarrollo argumental... haced una lectura en f si no queréis enteraros de muchas cosas.

Natalie es, con diferencia, la más hermosa y la más perfecta candidata a convertirse en la reina del baile de este año. O eso considera ella. Su vida parece un sueño y su novio Mike es el acompañante ideal. Ha trabajado con esmero, ha cuidado todos los detalles y no va a permitir que nadie ponga en peligro su nombramiento. Ni siquiera Justin, ese odioso chico por el que ya no siente nada. Sin embargo, un trágico accidente dejará al descubierto algunos secretos del pasado que cambiarán su vida para siempre. Y es que nadie puede engañar al destino...

La verdad, no esperaba mucho de esta novela. Una de tantas de romance  juvenil tirando a gótico. Un triángulo entre el buen chico y el mal chico y una protagonista, dechado de virtudes, a la que el lector desea un resbalón y una picadora de carne industrial cerca. Mucho de romance, algo de fantasía o ambiente sobrenatural. No esperaba nada, pero es una de las pocas novedades que han llegado este mes a la librería (el resto descarga en octubre y noviembre), tiene la letra y los espacios grandes y se adivina una muy rápida lectura (como así ha sido... contando contando unas cuatro horas más o menos). Además es la oportunidad de leer algo de Lauren Kate. No he leído su conocida serie de Oscuros por pereza y algo de mal rollo. No esperaba mucho de esta novela y, pam, sorpresa. Pues no está nada mal.

Novela realista. Ni ángeles, ni vampiros, ni hombres lobo, ni armadillos con superpoderes, ni fantasmas, ni barracudas que quieren caminar sobre dos piernas, ni eternos que se deslizan indolentes y aburriendo por los siglos de los siglos, ni... Nada de elemento fantástico.

No hay personajes simpáticos, ni agradables, ni con los que el lector se pueda identificar o empatizar. Lo que hay en La traición... es una colección de adolescentes cargados de pasta, pijos de clase muy más que alta aburridos, hipócritas, frívolos y traicioneros. Los pocos que aparecen que no tienen dinero son egoístas  traicioneros y rencorosos. La sociedad de Charleston que retrata Lauren Kate es superficial, frivola, monstruosa y cimentada en las apariencias.  Las amistades son interesadas, los amores son por conveniencia y toda pureza o atisbo de amistad es machacada por una red interminable de cotilleos, dobles verdades y falsas sonrisas.

Y la protagonista es la reina de todo esto. Natalie es la mejor representación de la gusanera social que aparece en La traición... A ver, no es mala chica y al acabar la novela el lector acaba entendiendo todas y cada una de sus decisiones (digo entendiendo, no digo justificando, aceptando o perdonando) dando una lectura más profunda a lo que parecía sencillamente un cruel juego del azar. Pero participa de forma consciente en todo el juego de poder que se establece en el instituto por una corona y por su pasado. Natalie miente, manipula, incrimina y destruye... y todo por querer olvidar de donde viene. Resulta refrescante una protagonista que se aleja de la imagen de Bambi atrapada entre lobos, de inocente y cándida alma en un mundo despiadado. No.  Natalie es un buen protagonista. Lo suficientemente complejo y atractivo para que el lector se interese por su vida.

El resto de personajes configuran un universo basado en la apariencia, la frivolidad y la puñalada por la espalda. Hablamos de chavales de clase muy alta, los populares del instituto, la realeza de la ciudad. No hay personaje bueno o positivo. Quizá el que estaría a punto de salvarse, pero no, es el novio de Natalie, Mike. Lástima que sea tan fácilmente manipulable. Y es que ya todo el mundo sabe qué tira más que dos carretas.

Porque toda esta historia no deja de ser una versión muy libre de McBeth visto desde el punto de vista de Lady McBeth. Una historia sobre el poder, la manipulación y el remordimiento. Se aliña con ambiente de insituto, un poco de pasado que se quiere ocultar y, voilá.

La novela se lee rápido y bien. Lauren Kate no se complica, va al grano y explica la historia de forma correcta. Tiene un par de buenos momentos (el capítulo veinte, por ejemplo, donde las últimas piezas encajan) y agradezco que no se muestre sexualmente mojigata aunque...

... y vamos con lo que no me ha gustado, no deje de olerme todo el asunto a un discurso un tanto... no sé... moralista. El discurso de pobres niños ricos y pobre niños pobres que aspiran a ser pobres niños ricos. Demasiado castigo, quizá. Además, algunos de los personajes secundarios son simples sombras... comparsa para la protagonista (y no me refiero a las bambies, que son perfecta para lo poco que hacen sino a personajes como Kate que como lector no acabo de encajar... ¿amiga, enemiga, arribista, tonta, lista, enamorada, fiel, zorrón?). El argumento en ocasiones me recuerda demasiado a uno de esos espantosos telefilmes de sobremesa con intriga que se ve a tres metros de distancia. Y trampas... exceso de coincidencias forzadas, el personaje de la chica en el lavabo como motor de algunas acciones que suena más a pereza que a motivo narrativo, algún personaje que uno no sabe muy bien qué pinta en la novela (la madre de Mike, por ejemplo, ya que no hay consecuencia de esa comida familiar... ¿para mostrar la presión sobre Natalie? Ya nos los imaginábamos...). Y rozando en algún momento lo poco creíble. Lo que ha provocado que en algún momento arrugue la nariz...

Quizá me ha faltado algo más de... no sé... valentía. Acabar de dar el paso y convertir La traición... en una novela negra que podría haber acercado la historia al universo de James M. Cain o el último Jim Thompson (y aquí salvamos millones de distancias porque hablamos de mundos narrativos muy distintos porque de momento, y con todos mis respetos, Lauren Kate no llega ni a una milésima parte de la complejidad estilística, moral, narrativa y literaria de cualquiera de esos dos maestros de la novela negra). Tiene los elementos, pero para mi gusto le falta la ambición. Y algo de destreza.

La traición de Natalie Hargrove es más de lo que en un primer y prejuiciado momento pueda parecer. Tiene una buena historia realista de caída y redención cero con una buena protagonista. Un buen argumento aunque peque de algo folletinesco. Y es aire fresco... no personajes simpáticos, no elemento paranormal, no romanticismo empalagoso... solo una triste historia, una protagonista bastante perra y un montón de decisiones equivocadas.

Ah, y se me olvidaba, volumen único. Y ya sabéis lo que en este blog se aprecia esto.

20 comentarios:

  1. Vaya, sí que parece mejor de lo que transmite a simple vista (yo también me imaginé que sería de romance fantástico de turno). De todas formas, el ambiente de los niños ricos no me motiva nada, así que no creo que lo busque.

    Besos.

    ResponderEliminar
  2. Lo es... es más... el ambiente es irritante, sí. Bien ambientado en esa falta e hipócrita alta sociedad. No es mala novela, pero no leerla no pasa nada...

    Ah, ¡y gracias por la recomendación de "Criadas y señoras"! Triunfo seguro en la librería... los clientes están encantados.

    ResponderEliminar
  3. Yo fallé leyendo oscuros, la empecé y no tuve fuerza de voluntad para seguirla porque me aburrí.
    Y aunque la sinopsis de esta me llamaba la atención, no sabía si leerla o no. Pero está bueno saber que no es otro romance paranormal. El que sea "normalita" me hace dar ganas de leerla, aunque sea para pasar el rato ^^U


    besito

    ResponderEliminar
  4. ami no me llama mucho XDD odio a los niños ricos xD

    ResponderEliminar
  5. la verdad ahora no estoy para este tipo de libros ^^

    besos!

    ResponderEliminar
  6. Yo también aprecio mucho las novelas autoconclusivas últimamente, sobre todo en el ámbito de la literatura juvenil.

    He oído hablar sobre esta novedad, pero la portada me hizo pensar algo que parece no ser así (¡qué le voy a hacer, lo que entra por el ojo...) porque parece teñida de un tinte sobrenatural/fantasmagórico del que me acabo de enterar que carece.

    Yo no estoy cansada de los romances sobrenaturales (nunca he leído nada sobre armadillos, pero tiempo al tiempo :P), pero sí que estoy cansada de protagonistas supermegaperfectas. ¿Qué pasa con las chicas normalitas y los chicos normalitos? Y no hablo de "normalidad" rollo Bella Swan -soy normalita, pero todos los tíos del instituto están por mí-; hablo de la normalidad real. ¿Y qué pasa con las actitudes normales en una persona normal? ¿Es que todos tienen que ser tan únicos y especiales? Buenos o malos...

    En la literatura juvenil todo está perfectamente etiquetado, y esa es una de las cosas que yo cambiaría.

    No sé si leeré esta novela, lo que cuentas me recuerda mucho a Gossip Girl y no soy muy de este tipo de historias. Pero nunca se sabe ^^

    Un besote

    ResponderEliminar
  7. Meli, no he leído "Oscuros", pero siempre he oído hablar mal de su primer volumen. ¿Tan aburrido es? "La traición..." no está nada mal y tiene cosas muy interesantes. Lo mejor es que se cierra en ella misma... nada de continuar con la historia de Natalie... punto y final.

    Nina, pues a por otras... y depende del niño rico, ¿no?

    Liz, en otro momento... pues. Besos.

    Nina y Liz, me encantan esos comentarios vuestros con tres minutos de diferencia... ¿la misma habitación, sincronización internáutica, dos personas en una o una persona en dos?

    ResponderEliminar
  8. Veritas, me da la impresión de que los últimos romances juveniles que me he echado al coleto no eran más que una colección de clichés y tópicos... me cambias el vampiro por el lobo, pero es lo mismo. Cuando me encuentro con una que rompe, aunque sea un poco, con lo de siempre ya me pongo contento.

    Volúmenes únicos, sí, por favor... cada día me da más la sensación de que las trilogías son relleno... historias que se explican en trescientas páginas que se alargan hasta las novecientas.

    La prota de esta novela es una perra. No es perfecta ni buena ni maja. Es una perra. Y eso es punto a favor... es más complejo que un bambi entre lobos o un "no soy nada... no soy nada... pero todos me van detrás y soy dulce, maja, hacendosa, valiente y enamorada hasta las trancas.. y todo sin saberlo porque soy modesta". Natalie, no. Es una perra. ¿Mala? No, pero perra. Y sí, es algo "Goosip girl" y "O.C." con niños ricos y la hipocresía y todo eso.

    A lo mejor me pongo y escribo algo de armadillos...

    ResponderEliminar
  9. No me llaman nada ni el argumento ni esos personajes tan ricos y malvados, pero sería capaz de hacer un esfuerzo por esa conclusión tuya. Aire fresco, ¡ven a nosotros!

    ResponderEliminar
  10. Jorge, aquí tienes una lectora para tus armadillos :P

    ResponderEliminar
  11. Yo la verdad eh leido el primer libro de la saga de oscuros y la verdad aunque sea de ess novelas con algunos personages fictisios es un poco diferente ya que es la primera ves q leo algo en donde la personage prinsipal es enviada a un reformatorio por matar a su propio novio y trata de angeles caidos del cielo por haber hecho una traicion y en realidad.... me muero por leer la segunda parte

    ResponderEliminar
  12. Parece interesante y eso que Lauren Kate ya me fastidió con Oscuros. Espero que esto sea una opción para que Lauren se salve de mi prejuicio.

    ResponderEliminar
  13. Alba, es algo diferente. Que la prota sea bastante perraca y no un ángel de perfección se agradece. En el momento en que la leí, la verdad es que me entró bien.

    Veritas, ¿estás segura?

    Anónimo/a, no me he acercado a esa serie. ¿Debería? Algún día me decidiré, supongo, pero me da un poco de palo.

    Memetín, siempre he oído que el primer Oscuros es para arrancarse los ojos. Está novela está bien... no es de lo mejor que he leído, pero tiene puntos muy interesantes. También momentos chirriantes, pero no llegaron a agobiarme.

    ResponderEliminar
  14. Te ensañarías con Oscuros, sin duda. Lauren Kate no es una mala escritora, pero al parecer no acertó del todo creando el mundo de Oscuros. Que, dicho sea de paso, a mí no me parece del todo mal; sin embargo, es difícil no comparar, y ya sabes lo que dicen: las comparaciones son odiosas. Es imposible leer una novela de ángeles caídos sin establecer conexiones con otras tantas novelas de ese tipo que ya han sido escritas. En ese caso, Oscuros sale perdiendo, y mucho. Por mi parte, he leído los tres volúmenes de esa saga y me parece, simple y llanamente, un entretenimiento que mejora a pasos muy tímidos. Algo es algo, si no tienes nada mejor a mano.

    Y después de esta perorata sobre mi impresión de las otras novelas de Kate, debo decir que me quedo muy interesado con esta otra novela. Quién sabe, a lo mejor se mueve mejor en terrenos más realistas. Aunque coincido con lo que han dicho arriba: odio los típicos embrollos pijecos tipo Pretty Little Liars o Gossip Girl. Le daré una oportunidad, a pesar de eso.

    Y te vuelvo a decir que no te atrevas con Oscuros; por lo que sé de tus gustos, lo odiarás profundamente. Hush, hush te parecerá una joya al lado de Oscuros xDDD

    Un saludo, Jorge!

    ResponderEliminar
  15. Javier, tampoco creas que me interesan mucho las historias de niños pijos. Empecé esta historia sin saber que me encontraría a los más populares de la clase. Y me sorprendió gratamente. A pesar de sus fallos o chirridos, me gustó. Supongo porque intenta ir un poco más allá del desfile de ropa o de poses o de comprensión al pijo que sí tiene "Pequeñas mentirosas", por ejemplo. Son víboras y víboras son. Ricos y pobres. Ah, y la novela es algo más que quién se acuesta con quién. No desvelo más.

    "Oscuros" siempre me ha dado muy mal rollo y por eso nunca he cogido un volumen. Si me dices que Patchito sería gloria, pues las pocas ganas me las borras. No creo que lea... y menos si es para ensañarme. Eso ya sería crueldad por mi parte.

    Saludos varios.

    ResponderEliminar
  16. O.O me encata esta entrada¡¡¡ Aparte el libro me ha encantado¡¡ Es Lauren kate , una de mis escritoras favoritas ^^ Con su exitosa saga de Oscuros. Aunque el segundo libro me decepcionó, el tercero recupera ya su intriga y su nivel que el primero contenía ^^
    Podría decir que los libros de Lauren Kate transcurren muy despacio y a veces llega a aburrir , peor a mi me a cautivado. Yo recomiendo pro lo más sagrado que se lean esta novela ya que no es para nada un libro largo. Cuando lo veis decís ¡Tio que pequeño!
    Es muy cortito ^^

    ResponderEliminar
  17. Raxx, es lo único que he leído de Lauren Kate. No sé si me atreveré con "Oscuros", puede que algún día... He oído opiniones muy enconadas con esta autora... y esas opiniones suelen irse del odio al amor.

    "La traición..." se me hizo muy simpático pese a sus numerosos defectos. Los que he apuntado en la reseña, vamos. Agradecí que fuera corta y autoconclusiva. Últimamente estoy muy duro y desagradable con las sagas.

    ResponderEliminar
  18. Sé que por aquí no abundan los fans de Oscuros, pero aún así tengo que recurrir a la otra obra de Lauren para analizar esta. ¿Por qué digo esto? Porque a mi Oscuros me encantó. A veces Luce es insufrible, sí, pero comparado con 'La traición', el rollo de los ángeles es una maldita obra maestra. De hecho quise ponerme con este libro en su día cuando estaba en todas las librerías simple y llanamente porque estaba enamorada de Daniel Grigori y la manera de escribir ágil, sencilla, pero buena, de Lauren. Hasta esta semana (años más tarde)no me puse con el libro, y me alegro de no haberlo comprado en su día. (El dinero mejor ahorrado de mi vida, bendito el momento en el que lo descargué)

    Me parece que es muy rollo telenovela. Cuanto más leía más pensaba en esas películas que nos pone Antena3 los domingos por la tarde después de comer que siempre van sobre traiciones de instituto, ex maridos asesinos y demás. No estoy nada contenta con la novela, me ha parecido una pérdida de tiempo. Están bien ciertos detalles como el hecho de que Natalie sea una manipuladora y no la típica niña ñoña que vive por y para su novio. Me gusta que Mike fuera un poco calzonazos a pesar de ser uno de los típicos ricachones guapos y deseados del insti. Y el detalle del secreto del pasado de Natalie y JB estuvo bien (de hecho fue lo que me hizo seguir hasta terminar la novela). No entendí el por qué de algunos personajes que para mí o sobraban totalmente o no se había profundizado lo suficiente.
    En fin, una novela para todos los gustos, que se queda algo corta en el intento de llegar a ser una de las grandes de la literatura juvenil.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Estamos de acuerdo en todo (menos en "Oscuros", me entretuvo e irritó a partes iguales). "La traición..." tiene puntos interesantes y para mí una más que correcta protagonista, pero este tufo a sobremesa en Antena 3 es evidente y muy molesto.

      Creo que a la novela le falta ambición, fuerza y garra. Dejarse la moralina a un lado y lo juvenil a otro y entrar de lleno en la novela negra. Más fuerza en los secundarios y en el ambiente y menos balbuceo narrativo.

      Eliminar

Comenta con libertad, pero cualquier comentario con contenido publicitario o que considere insultante hacia mis lectores, al blog o hacia mí mismo, será eliminado sin compasión. Mis blogs, mis normas.