sábado, 24 de septiembre de 2011

"Pandemia" de Wayne Simmons

Pandemia, Wayne Simmons, Dolmen, 2011

Dos agentes de la policía se abren paso a través de una multitud tan enfurecida como temerosa. Su destino es un bloque de viviendas de Belfast. Han recibido un aviso sobre un nuevo brote de gripe. Cuando alcanzan su objetivo, topan con los ojos inyectados en sangre de una niña lituana de seis años. Presenta todos los síntomas de la pandemia y hay que ponerla en cuarentena.

Pero el virus no deja de mutar y otro suceso sacude con violencia a los supervivientes de Belfast: los cadáveres de los infectados se están alzando. Bajos los rayos de un sol implacable, la ciudad es el escenario de una batalla sangrienta e implacable entre los muertos y los vivos. La única esperanza de Belfast reside en la capacidad de los supervivientes de comportarse como lo que se suponen que son: seres humanos.

Pandemia arranca bien. Dos polis abriéndose paso entre una multitud muy cabreada. Los gritos de una mujer histérica que descarga insultos sobre la policía. Una niña enferma y su madre desesperada. Tensión. Sudor. Violencia latente. Un error y estallará una pelea. Nervios y la tragedia. Un prólogo fuerte, sucio, acerado, tenso y muy atrayente. Primeros capítulos de la novela y varios personajes en varios puntos de la ciudad. Cada uno con sus historias. Una chica y dos chicos obligados a vivir juntos y llevarse bien. Dos policías que llegan a esa casa. En la otra punta de la ciudad, una adolescente despierta a la vida adulta en compañía de un callado hombre. Oficiales de un ejercito que se desmorona con muchos secretos. Científicos. Cada hilo con su historia y como lector se intuye que todas esas historias acabarán confluyendo en un mismo escenario... Muertos que andan por todas partes, escenas de huida y tensión. Todo parece ir bien. Todo apunta a una novela entretenida pero...

... siempre hay un pero...

... de repente la novela se desmorona y deja de interesarme. Lo que era una historia clásica de zombis, no muy original, pero sí efectiva, se convierte en una historia que me dio la impresión de no estar ni bien acabada ni bien estructurada. Y, lo peor de todo, acabó aburriéndome.

¿Por qué? Me dio la sensación de que el autor no sabía muy bien qué hacer con el material que tenía entre manos y acaba desperdiciando lo que apuntaba en sus primeras cien páginas.

La parte de las muchacha y los cuatro chicos (lo siento, no recuerdo el nombre de los personajes) es la más dinámica e interesante. Los personajes son interesantes y las relaciones de tensión y desconfianza que desarrollan es intensa. Además recorre un humor negro muy interesante (el pasamontañas, la cuarentena en el patio, etc.) y es donde el autor cuida más y mejor a sus criaturas.

En cambio, la parte del hombre maduro y la chica joven no acabo de ver hacia donde conduce. Llegué a pensar que si están en la novela es con el único fin de abrir una puerta. Leyendo la historia sin esos dos personajes, la novela funcionaría igual ya que lo que plantean no se resuelve y su historia como personajes no lleva a ninguna parte. Y eso que prometían ser los mejores personajes de la novela, pero lo que esperaba no se cumplió. Queda la visita a la terraza como lo mejor de esta pareja.

La parte militar/científica es la peor. Lo siento. No me gustó. Una acumulación de tópicos. Mad doctors de los de siempre y militares algo casposos.

Y los zombis. Muertos que parecen moverse por el hambre, se siente atraídos por el fuego y parece que empiezan una sutil evolución. Divertidos, menos gore de lo que esperaba y con la sensación de que su número aumentaba o disminuía, se movían o desaparecían según las necesidades del autor para mover a sus personajes y no siguiendo la lógica del relato.

Algo había que no me convencía, pero me dejaba arrastrar por un estilo rápido, directo, sin florituras. Con humor sutil en la forma de escribir. Con tensión y buenos momentos (la irrupción de la chica en la casa para mí es la mejor parte) y una forma sutil de presentar los pasados de los personajes. Novela rápida, breve y entretenida. Hasta que de forma inexplicable sus últimas cincuenta páginas se me cayeron de las manos al ver que lo que el autor proponía era el primer capítulo de una serie, que caía en situaciones ya vistas y que aquí se me antojaron inverosímil (todo el tema de la "cura"), un montón de preguntas sin respuesta, mad doctors un punto ridículo, un profundo aburrimiento y la pregunta de "y todo esto, para qué".

Y no es una mala novela. Es entretenida y con puntos interesantes, pero, en mi opinión, su estructura algo errática y poco trabajada y un final desinflado que rebosaba tópicos mal digeridos acabó afectando a toda la novela.

Esperaba algo más y me dejó con hambre.

10 comentarios:

  1. ¡Eso sí que es una portada! Si veo eso en un estante de una librería estoy segura de que ese libro no me pasaría desapercibido...

    Mi novio es un adicto a los zombies, a los zombies de siempre porque se niega a leer a Daniel Waters muy a mí pesar, y me acababas de dar una idea para un regalo hasta que llegué al pero XD. Porque los peros que mencionas son los que a él le suelen molestar en las lecturas.
    Y desde que leyó a Carlos Sisi, cuyos dos libros no le gustaron lo suficiente, necesita resarcirse y ahora andamos en busca y captura de zombies decentes.

    ¿Alguna recomendación? ¿Has leído los de David Wellington? Sus vampiros me están gustando...

    Un besote ^^

    ResponderEliminar
  2. Veritas, si Carlos Sisí no le gustó, no creo que este le guste. Es entretenido, pero poca tensión. Los de David Wellington no me convencen, pero es mejor. ¿Y "El alzamiento"? Es una buena historia. También lo publica Dolmen.

    ResponderEliminar
  3. Pues gracias por la recomendación, voy a "inestigar" un poco sobre ese libro y a ver qué tal... ^^

    ResponderEliminar
  4. *"Investigar". Mi teclado va a su propio ritmo :)

    ResponderEliminar
  5. Veritas, los teclados hacen los que quieren. ¡Ah!, y "Cell" de Stephen King está bien. No son zombis, pero lo parecen. Y es rápida y un punto gore.

    ResponderEliminar
  6. Yo es que creo que ya han quemado el género zombie, por lo menos por una temporada, sale la moda y empiezan a explotarlo y todos igual. De momento me quedo con la serie The walking dead que me encanta aunque está tb llena de topicazos, con las novelas de zombies no me animo aún. Un abrazo

    ResponderEliminar
  7. nunca he leido de zombies asi que noc reo que lo haga :D

    ResponderEliminar
  8. Carol, "The walking dead" es grande. Serie y cómics. Deberías probar "Guerra mundial Z". Una gran novela sobre las repercusiones sociales y económicas de una invasión zombi. Genial. Como en todas partes hay cosas buenas y malas... y esta novela sintiéndolo mucho pertenece a la segunda categoría. Abrazos.

    Nina, "Generación Dead", en serio... si puedes, lee. Te gustará.

    Liz, olvida esta. Lo mismo que ha Nina. "Generacion Dead".

    ResponderEliminar
  9. he leido ya muchisimos sobre temtica zombie, entro por foros buscando nuevas aportaciones y en todos los sitios aconsejan las mismas, entra las españolas siempre estan las trilogias de Carlos Sisi (esta bien) y la de manel Loureiro (buenisimo el primer libro, pasable el segundo y decepcionante el ultimo) esa es mi opinion.
    Una coleccion nacional que apenas se aconseja y que sin embargo para mi es de lo mejorcito es "cronicas Zombie" de Alejandro Arnaldos Conesa, si te gusta este tipo de libros es indispensable leerla.

    ResponderEliminar

Comenta con libertad, pero cualquier comentario con contenido publicitario o que considere insultante hacia mis lectores, al blog o hacia mí mismo, será eliminado sin compasión. Mis blogs, mis normas.