miércoles, 19 de noviembre de 2014

"Los 100" Kass Morgan y "Las sucias calles del cielo" de Tad Williams

Dos novelas más del reto. Y quedan... aun quedan muchas.

Los 100, Kass Morgan, Alfagura

Cien jóvenes delincuentes han sido seleccionados para participar en la misión de control para recolonizar la Tierra. Son chicos y chicas de edades y procedencias distintias, algunos peligrosos, otros, ahora en peligro. Tras un brutal aterrizaje, los cien llegan a un maravilloso y salvaje planeta que solo han contemplado desde el espacio. Se cree que la atmosfera terrestre es tóxica e inhabitable. Ha llegado el momento de averiguarlo.
Mientras se enfrentan a los peligros de este mundo desconocido, los cien tratarán de formar una comunidad, pero si quieren sobrevivir tendrán que aprender a confiar los unos en los otros, e, incluso, deberán dar al amor una segunda oportunidad, otra vez.

Fallida por casi todos lados. Parte de una idea interesante (la primera exploración de la Tierra tras una catástrofe para ver si cumple las condiciones idóneas para su posterior repoblación), pero en seguida se convierte en un batiburrillo de influencias mal ensambladas (Los juegos del hambre, El señor de las moscas, las secuelas originales de El planeta de los simios, Perdidos, manuales de los Jóvenes Castores de superviviencia, etc.) que convergen en una historia desestructurada, esquemática y con un grave problema de cronología interno.

Ignoro si la autora quería poner en práctica la idea de que el tiempo es relativo, pero en Los 100 no tenemos ni idea de cuánto tiempo pasa. Da la sensación de solo han pasado unos días, pero hablan de semanas. Los personajes comentan que tienen recursos para semanas, pero a los dos capítulos dicen que no tienen ni para una, para volver a hablar de semana. Pasan pocos días, pero los personajes se comportan como si llevaran meses en su nuevo hogar. Mientras tanto, en el espacio, las acciones de esos personajes parecen no casar con lo que sucede en la Tierra, y en principio es narración paralela. Un caos, vamos, que para mí desmonta todo el entramado narrativo.

Personaje planos y estereotipados y, pese a llamarse Los 100, nunca sabremos la vida de más un puñado de estos por lo que la novela podría pasar a titularse La docena sin problema. Se habla de unión, de grupo, de comunidad, pero en ningún momento eso se percibe al leerlo. Están los cinco protas, algunos satélites, un poco de bulto y la nada infinita. Además, se cae en eso tan irritante de darle mucha más importancia a los posibles problemas amorosos de los protagonistas (pasados comunes, nuevas atracciones, viejas atracción, besitos entre los árboles, un par de triángulos amorosos, etc.) que al desarrollo coherente del argumento. De nuevo forzar los amores, se carga la novela.

Y una curiosidad, ¿dónde cagan y mean estos personajes? Porque es algo de lo que no se habla. Y son cien personas con sus necesidades y, seamos sinceros, eso en un paraje hostil es un problema serio que demanda una acción inmediata si se quieren evitar enfermedades o que el paraje se vuelva inhabitable. Podrá parecer una tontería, pero es uno de esos detalles que acaban marcando la diferencia si quieres dotar de un mínimo de realismo a la propuesta.


Otras opiniones
Fiebre lectora
Papel y letras

Las sucias calles del cielo, Tad Williams, RBA

Bobby Dollar es un ángel que trabaja de abogado de almas atrapadas ente el Cielo y el Infierno. Un día las almas empiezan a desaparecer y ni "Arriba" ni "Abajo" saben nada. Añade la instrucción de un ángel nuevo, un enorme monstruo que quiere matarle, una demonio demasiado atractiva y la burocracia del Cielo entre otros asuntos no hacen de esta la mejor semana para nuestro protagonista.

Las sucias calles del cielo me ha parecido una muy entretenida novela de fantasía y un perfecto divertimento para distraer unas horas. Mezcla de novela clásica negra y fantasía (el protagonista, por ejemplo, parece un buen cruce entre Philip Marlowe, John Contastine y Harry Dresden, pero con personalidad propia), se nos presenta un mundo complejo y en equilibrio entre las fuerzas del Cielo y la Oposición. Lo interesante es que este mundo esta dominado por las convenciones, los tratados y una férrea burocracia que como todas, ahoga más que ayuda. Buena historia de investigación, buenas escenas de acción y buenos personajes secundarios (aunque  resultan muchos más interesantes los "malos" que los "buenos", como pasa siempre, vamos). Y mucho humor, lo que se agradece mucho.

Al principio me costó entrar en el mundo que nos proponía Tad Williams al ir deteniendo cada tanto la narración para explicarnos como es este universo fantástico lo que en cierta manera ralentiza la lectura. Entiendo perfectamente que se haga así; es un mundo fantástico en el que entramos sin referentes y sin conocer todo el complejo entramado que lo sustenta, pero por momento rompe el ritmo de la novela.

Una buena y entretenida historia. Quedo a la espera si en algún momento se llega a publicar su continuación.


Otras opiniones
Fabulantes
La espada en la tinta

12 comentarios:

  1. Los 100, por como lo pintas creo que todavía (no se si es posible) es peor que la serie, todo acaba siendo una majadería de ideas sin sentido a mi parecer. El segundo no lo conocía, y por tanto me lo apunto, porque me ha llamado bastante la atención. Gracias por la reseña, un saludo :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No conozco la serie de televisión, pero pocas ganas tengo, la verdad. Ni un poco de curiosidad. No consigo creerme el argumento.

      Tad Williams es puro entretenimiento.

      Saludos y gracias a ti.

      Eliminar
  2. jajajaja ¿que dónde cagan? Pues anda queno hay bosque XD Te haces con un palo largo por si acaso y ya está.
    Por lo que parece me gustó más que a ti la novela, supongo que iba mentalizada con lo que iba a encontrar. El marco es solo circunstancial para que los cinco personajillos puedan enredarse entre ellos y poco más.
    Te dejo mi reseña: http://laluzdeleoen.blogspot.com.es/2014/11/para-leer-los-100-de-kass-morgan.html

    La otra novela no la leí pero parece una buena opción para pasar un buen rato leyendo, la apunto.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Leí tu reseña con interés. Realmente henos encontrado cosas muy diferentes en ella. No tenía ningún prejuicio al empezar su lectura, pero la encontré demasiado esquemática y... bueno, lo que esa leído. No me interesó lo que me explicaban ni como lo explicaban.

      "Las sucias calles..." es una buena opción para algo entretenido y punto.

      Eliminar
  3. "Los 100" no me llama nada de nada... Al que si le voy a dar una oportunidad es a "Las sucias calles del cielo"; amo las historias no-pastelosas sobre ángeles y demonios, y sin Patch Cipriano ni adolescentes hormonadas.

    Ánimo, Jorge, vas llevando un ritmo genial.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No, no hay pasteleo en "Las sucias calles...". Nada. Muchas páginas, sí, pero el "romance" no es de miradas y suspiros.

      Gracias por lo ánimos. Pronto llego a la mitad del reto.

      Eliminar
  4. La segunda me la leo fijo... eso iba a poner hasta que he llegado a la parte de la continuación, amosnomejodas¿yaestamos? ¿Se puede leer de forma independiente en plan serie o es saga con trama central en distintos volúmenes?

    Y hablando de series, la de Los 100 me la apunte y empecé y le perdí el gusto a los 6-7 capítulos, a lo mejor la termino algún día, de momento no hay prisa ;) y la novela, ya veo que no es lo que esperaba.

    A estas dos reseñas le tenía muchas ganas, me encanta que pruebes la comida antes que nosotros para ver si está buena o lleva venenito ;) jejeje.

    Mil besos!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El caso se cierra. Deja cositas en el aire para las siguientes entregas, pero nada demasiado descarado.

      No hemos visto la serie de televisión de "Los 100" y no creo que la veamos. Tenemos mucho que ver y me da la sensación de que sería una pequeña perdida de tiempo. La novela, no vale mucho la pena, la verdad.

      Ya tengo una nueva identidad, catador.

      Eliminar
  5. Leeria el de Ted williams, el de los 100 es que no lo leo ni con un palo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El de Tad es algo largo, pero entretenido. Como novela palomitera para pasar el rato, estupendo.

      Eliminar
  6. Pues esperaba algo más de Los 100. En principio no lo descarto del todo, pero creo que no será uno de los que acaba entrando en casa.

    El otro no lo conocía de nada pero pinta bien. Eso sí, a mí me hablas de ángeles y no puedo evitar pensar en Sobrenatural (Castiel... *¬*) XD

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A mí no me convenció nada Los 100. Nada. Solo un profundo sopor.

      "Las sucias calles..." es entretenido. Pasa bien aunque tiene un exceso de páginas considerable.

      Eliminar

Comenta con libertad, pero cualquier comentario con contenido publicitario o que considere insultante hacia mis lectores, al blog o hacia mí mismo, será eliminado sin compasión. Mis blogs, mis normas.